La madre de Joshua

hace 1 mes

En una entrevista para Telemicro, la madre de Joshua reveló que esperaba una sentencia de 20 años para El Dotolcito.

La madre de Joshua Omar Fernández, conocida como Bertica Decena o "Dorka", siente cierto alivio por la sentencia emitida por el Segundo Tribunal Colegiado contra los responsables del crimen que acabó con la vida de su hijo.

Sin embargo, el dolor por su ausencia sigue presente en su hogar y en toda la comunidad donde creció. Han pasado más de doce meses desde que Dorka perdió a su hijo menor, una pérdida que ha dejado una profunda marca en su vida y en la de su familia.

La tristeza se ha convertido en una compañera constante, impregnando cada rincón de la casa donde Joshua solía vivir y crecer. Las paredes guardan los recuerdos de su hijo, de sus años de aprendizaje y de sus sueños por cumplir.

Joshua perdió la vida el pasado 16 de abril, cuando decidió entrar a una discoteca por primera vez en su vida, sin imaginar que sería su último acto de diversión.

Su muerte conmocionó a toda una nación y, un año después, el tribunal emitió sentencias para los responsables del atraco que le costó la vida. En este caso, las medidas de coerción fueron las siguientes:

Wesly Vincent Carmona, alias "El Dotolcito", recibió una condena de 15 años de prisión. Allyson de Jesús Pérez Mejía, conocido como "Chiquito", fue sentenciado a 30 años, y Luis Alberto "Luisito" Brito a 20 años tras las rejas.

Aunque Dorka está de acuerdo con la sentencia, algunos vecinos esperaban castigos más severos para al menos dos de los acusados.

Ella describe que la rutina diaria se mezcla con dolor y angustia. La falta de sueño y el peso del duelo le han llevado a perder más de 40 libras en el último año.

Pero ese no es el único dolor que ha enfrentado la madre desde entonces, ya que perdió a su esposo apenas ocho meses antes de que su hijo Joshua también falleciera.

Joshua había quedado como el sostén de la familia, y ahora esta madre se encuentra sola, sin una figura masculina que la represente, enfrentando así una doble tragedia.

En el barrio de Pantoja, donde Joshua creció, su presencia sigue viva en los recuerdos de quienes lo conocieron como un joven tranquilo, afectuoso y con grandes aspiraciones de convertirse en ingeniero.

Subir

Utilizamos cookies con el fin de proporcionarle la mejor experiencia posible en nuestro sitio web. Consultar políticas de cookies