Todas la personas que no aparecen

La explosión ocurrida el lunes en San Cristóbal se ha cobrado la vida de tres personas, según informó Mario Lama, director del Servicio Nacional de Salud (SNS).

Entre los fallecidos se encuentra un bebé de cuatro meses, quien sufrió un trauma craneoencefálico severo, y dos adultos que presentaban quemaduras en el 90% de sus cuerpos.

El mayor número de víctimas, un total de 26 pacientes, fue atendido en el Hospital Regional Juan Pablo Pina de la provincia sureña, donde se registraron los decesos.

Lama informó que hasta las 7:00 de la noche del lunes, tres centros de la Red Pública recibieron un total de 33 personas con heridas, quemaduras, traumas y otras afecciones causadas por la explosión en un comercio de San Cristóbal, provincia al Sur de República Dominicana.

Entre los otros pacientes atendidos en este centro, uno presentaba amputación de la extremidad superior derecha, y siete personas tenían quemaduras en un 30 y 40% de su superficie corporal. Estos pacientes serán trasladados a la Unidad de Quemados Pearl Fort, ubicada en el Hospital Traumatológico Ney Arias Lora en Santo Domingo, donde también se brindó asistencia ambulatoria a otros tres pacientes antes de darles el alta.

Por otro lado, cuatro personas, incluyendo un bebé de cinco meses y tres adultos, recibieron atención en el Hospital Municipal Rafael J. Mañón de San Cristóbal. Fueron tratados de manera ambulatoria por traumas y heridas leves y luego fueron dados de alta.

Hasta el momento, algunos pacientes no han podido ser identificados debido a su condición, y no se pueden proporcionar detalles precisos sobre su sexo y edad.

El doctor Lama mencionó que desde que ocurrió el "lamentable incidente", se activaron los comités de Emergencia del Servicio Regional de Salud Valdesia, que abarca la provincia de San Cristóbal, y del SRS Metropolitano, que administra los centros en el Gran Santo Domingo.

Añadió que la directora de Hospitales del SNS, la doctora Yocasta Lara, se trasladó de inmediato al Hospital Juan Pablo Pina, donde coordina los traslados con más de 20 ambulancias disponibles. Se están tomando otras medidas para asegurar una atención oportuna y de calidad a las víctimas del incidente.

Mario Lama expresó sus condolencias a las familias afectadas y aseguró que se están realizando todos los esfuerzos necesarios para preservar la vida de los pacientes que permanecen en los centros públicos de salud.

Subir